Blog

CÓMO LA PLANIFICACIÓN TE AYUDA A CONCRETAR IDEAS

Por: Jimena Zapata

¡Hola queridas Genias! Jime por acá.

Hoy les vengo a hablar de planificación. Como sabrán, estoy obsesionada con ella. Creo que es una herramienta que, si la manejamos y entendemos bien, nos puede ayudar mucho a concretar nuestras ideas y proyectos.

¿Porque a ustedes también les pasa que tienen miles de temas en la cabeza que las bloquean, y que a veces las frustran y no las dejan avanzar?

En esta columna que escribí para Revista Paula les hablé sobre la definición de objetivos en base a lo que me hace crecer y aporta a mi misión personal, y luego, cómo hay que manejar los objetivos, dividiéndolos en acciones inmediatas. Si hago ese trabajo es un gran paso ¡pero es sólo el comienzo! El desafío ahora es cómo llevo eso a la realidad y cómo se traduce en mi día a día.

¿Les ha pasado que sienten que el día pasó y que no hicieron nada? ¿Que no avanzaron en esos pendientes que tenían en mente? ¿O que no saben por qué tarea empezar o a que darle prioridad?

Esto pasa por dos grandes problemas:

Primero por las interrupciones, pueden ser un café, una pregunta de alguien que trabaja contigo, que quieres cambiar la música, que se nos olvidó el vaso de agua, entre miles de otras interrupciones externas o algunas que nosotras mismas buscamos.

Y segundo porque nos creemos multitasking, pero NO. Así es queridas mías, nos juramos súper multitasking y que podemos tener abierto el mail, completar nuestro cuaderno con los pendientes del día, hacer un pago del banco, leer el último post de nuestro blog favorito, ver las ofertas del cyber, además de responder un whatsapp y comentar la foto de Instagram de una amiga.

Para que no nos pase esto y podamos ser eficientes con nuestro tiempo escaso y único, les tengo 3 tips que he probado y no fallan.

1.- Técnica de Pomodoro: Ésta es mi favorita, y en este minuto para escribir esta columna la estoy haciendo. Se usa un cronómetro (celular) para dividir el tiempo en intervalos indivisibles, llamados pomodoros de 25 minutos de actividad, seguidos de 5 minutos de descanso.

La clave es que en esos 25 minutos se haga sólo el trabajo, no se aceptan distracciones. Después tendremos 5 minutos para sacar la vuelta, ver el teléfono o hacernos un té.

El beneficio es que las pausas frecuentes son capaces de mejorar la agilidad mental y se enfoca en disminuir las interrupciones.

2. Calendarizar bloques de tiempo: Este también es mi favorito.

Se trata de priorizar y calendarizar tareas. Para eso tienes que establecer cuáles son los trabajos más importantes, esos que te ayudan a avanzar de manera concreta. Luego, en tu calendario, bloquea un espacio de tiempo en tu horario que para ti va a ser SAGRADO y que te va a ayudar a hacer ese trabajo importante. Así nos obligamos a hacer tareas que muchas veces no concretamos o que no nos damos el espacio para hacerlas.

3.- Buscar un mentor: Esta es muy enriquecedora y necesaria, es la más “cualitativa” pero igual de importante que las otras.

Busca a alguien: puede ser una amiga, otra emprendedora, un asesor, una persona que admires profesionalmente para que te acompañe y guíe a cumplir tus tareas y objetivos. Es alguien que revise lo que hacemos, que nos de señales y una mirada externa.

Para esto se puede contratar a alguien, pero también te puedes juntar con otro emprendedor y así se mentorean mutuamente. Una vez al mes, se juntan para analizar sus trabajos. Ayuda a cumplir las metas, a tener una mirada externa y a hacer comunidad.

Ahora, ¡manos a la obra! La planificación es algo personal y que debemos adaptar a nuestras necesidades. Una vez que lo logren se van a impresionar lo productivas que pueden ser y lo bien que pueden avanzar en sus proyectos, ideas y trabajo.

¡Un gran abrazo!

Jime

Te puede interesar

Por: Jimena Zapata

Creé Genias el 2017 para inspirar y empoderar a todas las mujeres que se quieren desarrollar profesionalmente. Actualmente soy la Gerenta General y Directora Creativa, me atraen los colores y buscar siempre nuevas cosas que me inspiren. Soy viñamarina, Ingeniera Comercial y Periodista, y mamá de Elisa y Emilio. En Instagram: @jimezapata